01262022_tmt_news_perdomotrial_1.jpg (copy)

Kristian Perdomo

El miércoles por la tarde, un hombre de Tyler fue sentenciado a prisión de por vida por su rol en un tiroteo que ocurrió en el 2018, donde un hombre fue asesinado en un centro comercial en Tyler.

Kristian Perdomo fue encontrado culpable el jueves de asesinar a Bradley Brockman, un hombre de 45 años de edad, en un tiroteo el 16 de diciembre del 2018 en el centro comercial de Westwood en Tyler. Discusiones de la sentencia comenzaron el viernes para Perdomo, y la corte descanso el miércoles por la mañana antes de las conclusiones finales al principio de la tarde el miércoles.

El panel de jurados deliberó aproximadamente por una hora y media antes de regresar con su veredicto, que incluyó la posibilidad de libertad condicional después que Perdomo cumpla 30 años y que pague una multa de $10,000.El panel también escuchó testimonios el martes y miércoles de posibles conexiones entre Perdomo y otras cuatro muertes por tiroteos en el área alrededor del mismo área por el mismo tiempo Brockman fue asesinado antes de anunciar la sentencia.

Brockman estuvo internado en el hospital en condición crítica después del tiroteo antes de morir días después.

En el juicio, Perdomo eligió no testificar por su parte.

Dr. William McClain, examinador médico, fue unos de los primeros testigos llamados al estrado el miércoles. McClain realizó la autopsia de otro victimo de homicidio, Jerome Jones, que el Estado cree que fue asesinado por Perdomo. Perdomo no ha sido acusado de la muerte de Jones.

Durante su testimonio, McClain discutió sus conclusiones mientras se mostraban al jurado las fotos de la autopsia que indican las heridas de bala en el cuello y la espalda de Jones junto con las abrasiones en la cara y la cabeza. McClain declaró que las abrasiones serían consistentes con alguien que se cayera y se golpeara la cabeza contra el suelo.

A continuación, el Estado llamó por tercera vez a Craig Williams, del Departamento de Policía de Tyler.

Williams dijo que durante una segunda búsqueda al día siguiente del tiroteo de Brockman, se encontraron letras de rap escritas a mano en un dormitorio de la casa de Perdomo.

El abogado de la defensa de Perdomo, Brett Harrison, se opuso a la presentación de la letra de la canción, afirmando que no se conocía al autor de la canción y que la forma de escribir no era identificada. El juez Austin Reeve Jackson desestimó su objeción.

Williams leyó algunas de las letras, que en parte decían: "caminando por la calle con mi sudadera" y más tarde "yo apunto al cerebro".

El testimonio en el juicio demostró que Perdomo llevaba una chamarra negra con capucha en el momento en que disparó a Brockman y que todas las víctimas, incluida Brockman, habían recibido un disparo en la cabeza, en el cerebro.

El detective Josh Hill fue el último testigo llamado el miércoles. Hill trabajaba en la división de delitos graves de la oficina del sheriff del condado de Smith en el momento de la muerte. Hill testificó que durante el tiempo de las muertes, que ocurrieron por un período de nueve días, que las agencias locales, estatales y federales estaban investigando y consideraban que la misma persona había cometido los cinco homicidios.

Posteriormente, Hill declaró que entrevistó a Perdomo tras el tiroteo de Brockman el 16 de diciembre y de nuevo al día siguiente. Hill dijo que durante la entrevista le mostró a Perdomo fotos de las víctimas y que éste se reía y sonreía ante las imágenes.

Hill también dijo que Perdomo admitió que es miembro de una pandilla. Perdomo dijo que fue iniciado cuando estaba en sexto grado, y Hill dijo que Perdomo parecía estar orgulloso de su afiliación a la pandilla.

Cuando se le preguntó si las víctimas habían hecho algo para herir o provocar al acusado, Hill dijo que Perdomo respondió: "No tuvieron mucho que ver".

 
 

Recent Stories You Might Have Missed

Bilingual Multimedia Journalist

I cover COVID-19 and health in the East Texas area for Tyler Morning Telegraph, the Longview News-Journal and Tyler Paper Español. Stephen F. Austin State University alumna. For story ideas, email me at rtorres@tylerpaper.com.